Cabezal Cabezal

77% de la población en la Guajira y 54% del resto de Colombia está expuesta a malnutrición

Publicado: 11 de octubre de 2018 a las 00:14 | Última actualización: 11 de octubre de 2018 a las 11:29

Ministerio de Salud y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar revela que 54% de las familias rurales tienen inseguridad alimentaria Ministerio de Salud y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar revela que 54% de las familias rurales tienen inseguridad alimentaria

Ministerio de Salud y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar revela que 54% de las familias rurales tienen inseguridad alimentaria
Foto: Agencia

Un estudio del Programa Mundial de Alimentos, PMA, revela que en Colombia, el departamento de la Guajira, continúa siendo uno de los que presenta mayor inseguridad alimentaria alcanzando casi el 77% de la población.

Explica el informe que esta situación está relacionada con las limitaciones en la producción y suministro de alimentos nutritivos, además de las barreras económicas para acceder a éstos.

Dice la entidad que esta situación incide de manera notable en los niños indígenas menores de 5 años quienes pueden sufrir desnutrición crónica y presentar retraso en el crecimiento como consecuencia de una alimentación insuficiente o inadecuada por largos periodos de tiempo. Reseña la página web de Caracol Radio

“De acuerdo a un estudio realizado por el Ministerio de Salud y el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), 54% de los colombianos, en particular los que viven en poblaciones rurales, tienen inseguridad alimentaria y carecen de acceso a alimentos nutritivos básicos”, dice el PMA.

Citando cifras del Gobierno colombiano, manifestó que la prevalencia de desnutrición crónica o retraso en talla para la edad en menores de 5 años de La Guajira es de 26.1% y de 19,6 en escolares (5 a 12 años) siendo las mayores cifras con respecto a los demás departamentos de Colombia.

Asimismo, el Programa reportó que durante el 2017 más de 261.961 personas fueron atendidas en 13 departamentos. “Se destaca la asistencia a más de 69.000 personas afectadas por la violencia y de al menos 200 familias indígenas y 1300 familias rurales, quienes tuvieron acceso adecuado a alimentos nutritivos, y recibieron apoyo y formación para crear o mejorar sus medios de subsistencia, así como para recuperar y fortalecer sus prácticas agrícolas”, agrega en su informe.

Finalmente, la entidad indica que para el Programa Mundial de Alimentos de Naciones Unidas promover el adecuado acceso a alimentos y una buena nutrición son piezas fundamentales para revertir el círculo de pobreza.