Cabezal Cabezal

¿Cómo es la libertad de prensa en América Latina? He aquí un pequeño bosquejo...

Publicado: 3 de julio de 2019 a las 15:18 | Última actualización: 3 de julio de 2019 a las 15:39

Vemos publicado en los mismos medios de comunicación que a diario nos repiten, en contra de toda lógica, que en Venezuela no hay libertad de expresión ¡Qué ironía! Vemos publicado en los mismos medios de comunicación que a diario nos repiten, en contra de toda lógica, que en Venezuela no hay libertad de expresión ¡Qué ironía!

Vemos publicado en los mismos medios de comunicación que a diario nos repiten, en contra de toda lógica, que en Venezuela no hay libertad de expresión ¡Qué ironía!
Internet

La libertad de expresión es el derecho fundamental que tienen las personas de decir, manifestar y difundir  sus ideas de manera libre, sin miedo a sufrir hostigamiento.

La libertad de expresión es fundamental en un país democrático, ya que permite el debate, la discusión y el intercambio de ideas.

Por otro lado, aunque relacionada está la libertad de prensa, todos en Venezuela hablan de ella, la exigen. En el país, la mediática nacional dice, a viva voz, que en la Nación de Bolívar y Chávez se carece de este beneficio.

Veamos: Venezuela cuenta con más de 1000 medios de comunicación, de los cuales, más de 700 son privados;  según cifras de la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel).

Eso sin contar las redes sociales, donde cualquiera puede opinar sobre lo que quiere sin miedo hacer atacado por el Estado, como es el caso en otros países del mismo hemisferio.

Medios y calidad de expresión en Latinoamerica

Venezuela es el punto focal que está de moda comunicacionalmente, en todo el hemisferio y más allá. Es más rentable hablar de nuestro país que de los problemas internos de cualquier otro; prueba de ello es ver los titulares de las naciones hispanohablantes, donde todos los días hay algo que "notificar" sobre esta tierra caribeña.

En países como Colombia, los medios de comunicación masivos, pertenecen en gran parte a la familia Santos, sí, la misma fuera presidencial. Medios como el grupo Semana, el diario El Tiempo o Radio Caracol, son parte de ese emporio, en el cual el periodista neogranadino debe apegarse a una línea editorial, donde se debe hablar mal de Venezuela, así como de los dirigentes políticos de izquierda, a quienes matan como moscas en todo el territorio santanderista. Todo lo que se publica en el vecino país debe ser medido, leído y supervisado por ellos.

En Chile, donde se arrasó con toda una clase política, los medios no informan, sino que son difusores propagandísticos de los gobiernos de turno, prueba de ello es el Grupo Mercurio, o el resto donde despedazan a Venezuela sin distingo alguno.

En México por ejemplo, es una tarea extrema hacer periodismo, no solo por el centimentraje sino por poner en riesgo la vida diariamente al ejercer el oficio de informar.

Venezuela también es atacada dentro de su propio territorio. Los periodistas que están en contra de la Revolución disparan de todas las formas, sin pensar en las consecuencias para su país. Conspiran y traicionan a la patria de manera descarada con el único propósito de derrocar al Gobierno legítimamente constituido.

Todo ello lo vemos publicado en esos mismos medios de comunicación que a diario nos repiten, en contra de toda lógica, que en Venezuela no hay libertad de expresión ¡Qué ironía!

Deja tu comentario: