Cabezal Cabezal

Malaverismos: Análisis del insulto político en la oposición

Publicado: 18 de agosto de 2019 a las 06:00 | Última actualización: 18 de agosto de 2019 a las 09:21

Henrique Capriles y María Corina Henrique Capriles y María Corina

Henrique Capriles y María Corina
Foto: Internet

Conmovidos, los miembros caídos de la oposición, ante el insulto de Capriles Radonski a María Corina Machado, desde Caracas, España, Colombia,Argentina, Estados Unidos, Costa Rica y más allá, se han manifestado en contra de Capriles pidiéndole que se retracte, que María Corina no es loca, como él dice. Ante esta manifestación de odio, surgió un grupo para analizar el insulto en la oposición .

Fue Ramos Allup el de la idea:

-Ante el descabellado, -porque fue Diosdado Cabello el primero en mostrar el video-, insulto de Capriles a María Corina Machado, tenemos que decir algo, para evitar que esto se nos vaya de las manos, como diría mi examigo Carlos Ortega, y empecemos a insultarnos entre todos. Por eso vamos a reunirnos para analizar este tipo de acciones antidemocráticas que en nada nos favorecen, y por el contrario, nos desprestigian más de lo que ya estamos. Porque como todo el mundo sabe, nosotros nos diferenciamos del chavismo porque somos una oposición decente y pensante.

Así surgió la idea de reunirse y luego vino el llamado y allí estaban todos reunidos en la quinta La Pipa de Guatire, en la sala Rómulo Betancourt. El grupo de miembros caídos de la oposición lucía muy alicaido, “porque en verdad, si la cosa sigue así, nos vamos tener que reunir en el exilio, porque ahora se fueron tres diputados más”- dijo Andrés Velásquez, mientras veía para la puerta de la cocina, preocupado porque no había visto todavía a la señora Críspula Salazar, la señora que cuida la quinta de Ramos Allup y  prepara los tequeños paras reuniones políticas.

- Creo que hay que darle un parao a Capriles –dijo Ramos Allup- Yo no olvido que antes a mí me llamó tumor, y yo, por no querer entrar en polémica, y decirle unas cuantas cosas que todo el mundo sabe de él, preferí callar. Pero ya se desbordó el vaso, eso de decirle loca a María Corina es verdaderamente una ofensa, una degradación, una mediocridad típica del que no tiene talento y apela a la ofensa.

- Ya con eso lo estás ofendiendo bastante – dijo Stalín González.

- Una vez recuerdo que el dictador le dijo: ¡A muchacho pa bobo! –comentó Omar Barboza.

- Y tenía toda la razón  –dijo Andrés Velásquez.

- Yo creo que Capriles se debe retractar –dijo Antonio Ledezma por Skipe.

Todos se volvieron para ver a Ledezma en pantalla, sentado frente a una copa y una botella de vino Gran Marques. Y Ramos Allup aprovechó el momento y señaló.

- Creo que es tiempo de que escribamos una espacie de Manual de Carreño, es decir, unos lineamientos para seguirlos. Cuando no estemos de acuerdo con algún planteamiento nuestro, no tenemos porqué ofendernos, llamarnos con sobre nombres, como me han llamado a mí. Cuando yo fui presidente de la Asamblea Nacional en Desacato, perdón, la legítima, el compañero Roland Carreño escribió unas normas para que la gente no entrara en franela y chaquetas chavistas al recinto, y eso tuvo su efecto.

- Además, lo que duele no es tanto la ofensa, sino quien la pronuncia –dijo Barboza.

- ¿Por qué? –preguntó por Skipe Julio Borges desde Bogatá.

- Porque tú no puedes llamar loca a una persona y de repente todo el mundo sabe que el loco eres tú –contestó Barboza.
Ramos Allup, viendo que Julio Borges estaba en la pantalla, aprovechó y le preguntó.

- Y por fin Julio, ¿cuándo vienes a arreglar lo del niño atropellado aquí en Caracas?.

- No me ofendas, Ramos Allup. Y no cambies de conversación. Estamos analizando el insulto de Capriles a María Corina, y tú te vas por la tangente. –le respondió Borges.

En ese momento se apareció Críspula Salazar con la bandeja de tequeños, y Andrés Velásquez le cayó encima diciendo: “Esto es lo mejor de estas reuniones en la quinta La Pipa de Ramos Allup”.

Y Ramos Allup dijo: 

-Pienso que lo mejor es que llamemos a Mike Pence, o a Pompeo, o a John Bolton, para que nos digan qué debemos hacer en estos casos. ¿Aprobado?

Y todos los miembros caídos de la oposición levantaron las manos. Críspula puso la bandeja de tequeños en la silla de Andrés Velásquez y también levantó la mano. Y Ramos Allup dijo:

-Aprobado.

ROBERTO MALAVER

Deja tu comentario: