6 años de Con El Mazo Dando 6 años de Con El Mazo Dando

Malaverismos: De cómo el pran Juancho Perola se metió en la oposición

Publicado: 12 de enero de 2020 a las 06:00 | Última actualización: 11 de enero de 2020 a las 22:51

Opositor Juan Guaidó Opositor Juan Guaidó

Opositor Juan Guaidó
Foto Internet

Después de presenciar por televisión la entrega de 52 millones de dólares por parte del gobierno de Estados Unidos a Julio Borges y Carlos Vecchio para apoyar a la oposición venezolana, la vida del Pran Juancho Perola dio un vuelco.

-Ponle visión a la tv –dijo el Pran Juancho.

-Listo –dijo uno de sus ayudantes.

Y así, como siempre, a las 6 de la tarde, el Pran Juancho Perola y sus luceros: Cebollón, Caraota Azul, Yuca Amarga y Conejo Sangriento, comenzaron a ver las noticas. Estaban en la cárcel El provenir, y desde que había llegado allí, Juancho Perola, se había convertido en el jefe. Y desde un primer momento había contado con sus compañeros para llevar a cabo todos sus planes.

En la cárcel El Porvenir nada se movía sin antes consultar a Juancho. Y si alguien se negaba a cumplir sus órdenes, la pasaba bien mal, hasta que de una vez entendía y se ponía a su disposición.

Aquella tarde estaban en el amplio salón Jabón Prendío, llamado así en homenaje a uno de sus amigos que murió en un enfrentamiento con los cuerpos policiales. Allí, en el salón, tenían de todo: Televisión, computadores, celulares, neveras llenas con exquisiteces y unas sillas y mesas bien modernas.

Y cuando Caraota Azul, cumpliendo la orden  de Juancho Perola, prendió la televisión, de repente se encontraron con un gringo rodeado por Julio Borges al a derecha y Carlos Vecchio a la izquierda, y el hombre decía:

-Hemos tenido una maravillosa conversación con el embajador Carlos Vecchio, y estoy impresionado con su liderazgo desde que nos conocimos por primera vez en enero. En nuestra reunión pude darle la increíble noticia de que estoy anunciando 52 millones de dólares donados por USAID para apoyar el gobierno interino y al pueblo venezolano mientras buscan restaurar gobernancia democrática que responda a los ciudadanos, y para reparar las provisiones de los servicios de salud en su país. USAID y la administración Trump apoyan plenamente el gobierno interino de Juan Guaidó, la democráticamente elegida Asamblea Nacional, y al pueblo venezolano mientras trabajan para dar fin al régimen ilegitimo de maduro.

Al ver que Julio Borges se acariciaba las manos, como saboreando aquella entrega, Juan Perola apagó la televisión y dijo:

- Estamos perdiendo el tiempo.

- ¿Por qué, jefe?- preguntó Cebollón.

- Porque estamos metidos en cosas pequeñas. El mejor negocio es meternos allí, en la oposición, para quedarnos con esos dólares. –dijo Juancho Perola y se quedó meditando.

Cuando sus ayudantes veían a Juancho Perola meditando, se quedaban en silencio, porque sabían que el jefe estaba preparando  una de sus grandes estrategias para llevar a cabo un plan.

Juancho caminaba por el amplio espacio del salón Jabón Prendío, hasta que después de unos minutos se detuvo y dijo:

- Ya lo tengo.

- Explique gran jefe- dijo Yuca Amarga.

- Voy a salir en libertad y me voy a unir a esa gente, que seguramente no piden mucho para estar a su lado, y una vez que logre infiltrarme en sus filas, veremos cómo se los comunico a ustedes y cambiamos de vida.

- Y ahí la cosa es más fácil, porque no arriesgamos la vida. –dijo Cebollón

- Y seguro que nos aplauden cuando nos robemos esos dólares –señaló Caraota Azul.

Al poco tiempo el Pran Juancho Perola logró salir en libertad y no se sabe cómo, pero ya está como Comisionado en las filas de la oposición venezolano para las ayudas desde Estados Unidos para la oposición venezolana.

Dicen que el primer día que Juancho Perola ocupó el cargo, Ismael García dijo:

-Al fin logramos dar un con un hombre honesto. Porque los anteriores se lo robaron todo.

ROBERTO MALAVER

 

Deja tu comentario: