Malaverismos: La oposición juega al amigo secreto

El expresidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup
Internet

09/10/2022 06:30 AM

Ante la apatía general que viven los miembros caídos de la oposición, Ramos Allup propuso jugar al amigo secreto, “por lo menos así tenemos un amigo, aunque sea secreto”-dijo

Detrás de la Funeraria Valles, en Los Caobos, allí está la casa de Acción Democrática de Ramos Allup. Bernabé Gutiérrez no intentó meterse allí, porque esa casa la tenía Ramos Allup desde hace 23 años, cuando lo nombraron Secretario General, y después siguió ahí cuando se autoproclamó.

Ramos Allup había llegado temprano a la sede del partido. Antes pensó en acercarse al mercado de Quinta Crespo a comprar todo los ingredientes de las hallacas, para adelantarse y ahorrarse unos centavos, pero pensó que la última vez que estuvo en ese mercado le cayeron a tomatazos, y prefirió mandar a Edgard Zambrano, quien ya lo había llamado informándole cómo estaban los precios de los ingredientes de las hallacas, y él los había aprobado.

Mientras quitaba el polvo de la silla que ha venido ocupando durante 23 años, estaba pensando en que la oposición estaba enfrascada en las posibles elecciones primarias del 2023, para ir con un candidato único a las elecciones del 2024, pero por lo visto, primero habría elecciones presidenciales que las primarias de la oposición. En eso estaba pensando cuando entró a la oficina William Dávila:

- Mi Secretario General permanente y siempre consecuente, ¿cómo está usted?

- Aquí, amigo Dávila, estaba pensando en que ya nosotros no hacemos ni bulla. Nadie habla de nosotros. Ni siquiera porque en Monómeros nos robamos hasta el tobo de la basura.

- Es cierto lo del tobo de la basura y lo del silencio, mi Secretario General. Y ¿qué se le ocurre?

- Deberíamos jugar al amigo secreto. Decirle a nuestros periodistas que estamos jugando al amigo secreto para que tengan algo que informar, y ya que que la dictadura adelantó la navidad, nosotros, para apoyarlos, jugaremos al amigo secreto.

- Me gusta la idea, mi Secretario General. Ojala que mi amigo secreto sea Leopoldo López, para que me regale cosas buenas, porque ese hombre tiene dinero.

- Ya vamos a empezar a hacer trampas también en el amigo secreto. Es que no perdonamos nada. 

En ese momento llegó Edgard Zambrano y entró diciendo:

-Mi presidente, ya tiene todos los ingredientes de las hallacas en su carro, yo se los metí en la maleta.

Dávila sonrió y, viendo a Ramos Allup, le dijo:

-Ojala que yo tuviera un amigo así, mi Secretario General.

Afuera, mientras tanto, se iban estacionando una gran cantidad de vehículos. La casa del partido estaba rodeada de automóviles como en sus mejores tiempos. Ramos Allup, viendo aquel acontecimiento, dijo:

-Debe ser que hay un muerto importante en la Funeraria Valles, porque es raro que esa cola de carros llegue hasta aquí.

Edgard Zambrano, seguro de que antes de que él llegara, estaban hablando de alguna cosa importante preguntó.

- Y ¿en qué estaban antes de que yo llegara?

- Pensando en jugar el amigo secreto, para ver si por lo menos tenemos un amigo –dijo Ramos Allup- porque ahora no nos quiere nadie. Ahí tienes a Guaidó, que le cayeron a huevo en Puerto La Cruz. Y en la OEA, el compañero Gustavo Tarre está dando vergüenza. Muy lamentable.

- Si vamos a jugar al amigo secreto yo quiero que mi amigo secreto sea Leopoldo López.- Dijo Zambrano.

- Ese ya es mío –dijo William Dávila.

Ramos Allup sonreía mientras los dos dirigentes del partido se mataban por tener como amigo secreto a Leopoldo López. Entonces tomó la palabra.

- Maduro quiere adelantar las elecciones para el 2023. 

- Sí, ya vi la noticia.- dijo Zambrano.

- Y por lo visto nosotros no vamos a hacer las elecciones primarias nunca.
Ese momento lo aprovechó William Dávila para decir:

- A eso vine, mi Secretario General, a decirle que ese candidato nuestro a las primarías, Carlos Prosperi, ese muchacho pierde hasta con Bernabé Gutiérrez.

- Eso es verdad –dijo Zambrano- el candidato era mi presidente, es decir Ramos Allup.
El Secretario General del partido blanco durante 23 años, se levantó de su asiento y dijo:

-Mejor nos reunimos mañana y empezamos a jugar el amigo secreto.

ROBERTO MALAVER 

@robertomalaver
 

Comparte esta noticia: