Cabezal Cabezal

¡Si reserva! Rusia: EEUU ensaya en Venezuela un mecanismo universal de guerras híbridas

Publicado: 18 de junio de 2019 a las 14:49 | Última actualización: 18 de junio de 2019 a las 15:02

Serguéi Narishkin, director del Servicio de Inteligencia Exterior de Rusia (SVR). Serguéi Narishkin, director del Servicio de Inteligencia Exterior de Rusia (SVR).

Serguéi Narishkin, director del Servicio de Inteligencia Exterior de Rusia (SVR).
Foto: Internet

Estados Unidos está ensayando en Venezuela un mecanismo universal de guerras híbridas, alertó el director del Servicio de Inteligencia Exterior de Rusia (SVR), Serguéi Narishkin.

En este sentido, el funcionario ruso indicó que las revoluciones de colores orquestadas por EEUU empiezan con la creación de redes que recogen información sobre conflictos explícitos y latentes, problemas económicos y sociales acuciantes, guerras de clanes, etcétera, y son utilizadas después para influir en la situación y poner en marcha procesos destructivos en un país determinado.

"Cualquier cosa puede ser el detonante: la disolución de manifestantes pacíficos como en Libia o Siria, la muerte de un simple ciudadano como en Grecia o Túnez, el fraude electoral como en Georgia o Ucrania", apuntó el titular del SVR durante un foro internacional de altos cargos de seguridad que se desarrolla en la ciudad rusa de Ufá.

En el momento oportuno, agregó, los movimientos de protesta son sincronizados, lo que provoca el colapso del anterior sistema político y la subida al poder de una fuerza nueva. A través de canales controlados se introduce en la conciencia colectiva un nuevo modelo de comportamiento, al tiempo que en los medios de comunicación dominantes se orquesta una campaña de propaganda para convencer a las masas de que no hay alternativa y justificar una intervención, si fuera necesario.

"La implementación más visible de este escenario ahora es Venezuela", subrayó Narishkin.

De acuerdo con una nota divulgada por la agencia Sputnik, para el jefe de la inteligencia rusa, se trata de elaborar un algoritmo universal de continuas operaciones de influencia encubierta a escala global, una labor subversiva que no hace distinción entre amigos y enemigos y que no cesa nunca, ya sea en tiempos de paz, crisis o guerra.

"Cabe compararla a la actividad de un virus que puede destruir el organismo humano sin manifestarse durante décadas y, una vez descubierto, ya es imbatible muchas veces", concluyó.

Deja tu comentario: